Rafael Jover Gimeno - Rafa Jover Monóvar

Mercado se quiere, ¿se puede? – Monóvar

Y dale que te pego con el nuevo mercado! No paran. Están obsesionados, los unos y los otros, con este proyecto más virtual que real. De lo primero lo que quieran, pero de lo segundo ya es harina de otro costal. La realidad parece contradecir esta iniciativa. El actual mercado ha quedado viejo y obsoleto, eso está claro, pero ello no conlleva a que el Ayuntamiento se embarque en un proyecto millonario cuando las arcas municipales están más vacías que nunca y con visos de no mejorar.

Muchas preguntas se plantean a la hora de llevar a cabo la construcción de un nuevo mercado. Quien o que institución va a poder hacer frente a semejante gasto: ¿Ayuntamiento?, ¿Diputación?, ¿Consell? o ¿Ministerio? ¿Se ha calculado el montante de la obra, incluyendo la expropiación ya que los terrenos son de propiedad privada, el proyecto, el equipamiento de las instalaciones y, posteriormente, el mantenimiento del mismo? ¿Se ha hecho algún estudio previo de las necesidades comerciales de la localidad, cuando ya existen fueran del actual mercado cuatro medianas superficies comerciales y numerosos comercios dedicados a pescado, frutas y carnicerías? ¿Se sabe el número de puestos que han cerrado en lo que va de año en el propio mercado?

Estos interrogantes si no se les da respuesta nos puede llevar a situaciones muy semejantes al que iba a ser Centro de Día para personas mayores y dependientes y acabó «reconvertido» en gimnasio; el caso de la piscina cubierta municipal, cuyo coste iba a ser cero para las arcas municipales y supera ya varios millones de euros. Hay que conjugar los verbos «querer» y «poder». Lo contrario sería una nueva mentira.

Rafa Jover